CIRUGÍA DE CHALAZIÓN

¿Qué es la chalazión?

El chalazión es la inflamación y obstrucción de una o de varias glándulas de Meibomio. Las glándulas de Meibomio están en los párpados y su misión es secretar sustancias de la película lagrimal. El chalazión es muy evidente, es una pequeña bola o quiste situado bajo la piel del párpado, que puede ser visible a simple vista o por lo menos se notará palpándolo como un pequeño “bulto” en el párpado. El chalazión puede ocasionar irritación conjuntival, y si es muy grande puede incluso ejercer presión sobre el globo ocular y producir astigmatismo.

¿Cuándo se utiliza la cirugía de chalazión?

La cirugía se realiza a todos aquellos pacientes afectados por chalazión en los que el tratamiento convencional no les he servido para tratar el quiste. En cuanto éste persista más de dos meses o vaya aumentando su tamaño de forma rápida, es conveniente quitarlo mediante una sencilla intervención.

¿En qué consiste la intervención de chalazión?

La cirugía de chalazión consiste en realizar una pequeña incisión por la parte interior del párpado afectado para extraer el contenido de la glándula afectada sin dejar ninguna marca visible.

Recuperación de la cirugía de chalazión

Tras la operación, se aplica una pomada con antibióticos durante unos días.

 

El seguimiento por parte del oftalmólogo se realiza entre las primeras 2 y 4 semanas. La cirugía de chalazión es un procedimiento sencillo y seguro.

El paciente, por lo general, puede conducir el día después de la intervención y retomar su vida laboral en un par de días tras la misma. Como en cualquier intervención de párpados se puede producir un pequeño hematoma en la zona y, de producirse, desaparecería antes de 10 días.